Política de Privacidad                                                                                                                                                                               Aviso Legal © Naranjo Gil & Asociados Abogados 2020
NARANJO GIL & ASOCIADOS ABOGADOS
¿SE HERENDAN LOS DERECHOS DE AUTOR? Casi   todos   tenemos   familiares   cercanos   o   lejanos,   que   se   han   consagrado   a   la   vida   bohemia:   la   pintura,   la   música, el   baile,   la   escultura,   la   literatura…   en   fin   a   las   artes   en   general.   Fallece   y,   en   mucha   ocasiones,   queda   una   multitud de obra de las que desconocemos su valor o somos conscientes pero no sabemos cómo gestionarlos. La   prueba   inequívoca   de   ello   lo   encontramos   en   el   titular   que   aparecía   el   otro   día   en   w ww.confilegal.com    ,   cito textualmente: “Demanda   millonaria   contra   los   herederos   del   hombre   que   transcribió   a   partituras   la   música   de   Paco   de Lucía,   cobrando   el   50   %   de   sus   derechos   de   autor   ( https://confilegal.com/20200124-demanda-millonaria-contra-los- herederos-del- a rreglista-que-cobro-el-50-de-los-derechos-de-autor-de-paco-de-lucia/ ) A    raíz    de    este    titular,    muchas    personas    nos preguntan,   pero   ¿SE   PUEDEN   HEREDAR   LOS DERECHOS DE AUTOR? La   respuesta   es   SÍ,   POR   SUPUESTO.   Veamos   el por qué. Los   derechos   de   autor   nacen   desde   el   instante   en que   el   artista,   vamos   a   denominarlo   así,   crea.,   da vida   a   su   expresión   artística.   En   ese   justo   instante, los    derechos    de    autor    se    convierten    en    una moneda   con   sus   dos   caras:   en   una   de   sus   caras,   los derechos   de   contenido   moral   del   derecho   de   autor y,     en     la     otra,     los     derechos     de     contenido patrimonial.     Entre     los     derechos     morales     nos encontramos:     el     derecho     de     modificación,     el derecho   de   retirada   de   la   obra,   la   paternidad   de   la obra,      entre      otros…      y      entre      los      derechos patrimoniales,    fundamentales    y    más    conocidos,    nos    encontramos    con    el    derechos    de    reproducción,    el    de distribución, comunicación pública y transformación. Los   derechos   morales   son   los   que   asisten   al   autor   por   el   solo   hecho   de   ser   el   creador   de   la   obra   y   no   son susceptibles   de   transmisión   patrimonial   alguna,   a   diferencia   con   lo   que   ocurre   con   los   derechos   de   contenido patrimonial, que son precisamente el contenido económico de los derechos de autor. Si   tenemos   presente   que   los   derechos   de   autor   pertenecen   al   autor   toda   la   vida      de   éste   y   setenta   años   después   de   la muerte   o   declaración   de   fallecimiento   del   mismo   es   lógico   pensar   que   éstos   setenta   años   de   explotación   de   las obras   pasarán   a   sus   legítimos   herederos.   En   definitiva,   los   mismo   que   adquirimos   por   herencia   una   vivienda, también   podemos   heredar   derechos   de   autor,   que   en   muchas   ocasiones   pueden   llegar   a   tener   más   valor   de   un inmueble. Seguro que ahora comenzarás a mirar al bohemio de la familia con otros ojos. ¿Me equivoco? Si este es tu caso o se te plantean problemas al respecto, no lo dudas, LLÁMANOS Somos especialistas SOLICITA TU CITA  AL 928 760 633 © 2020 Sonia María Naranjo Gil SI TE GUSTA COMPÁRTELO