Política de Privacidad                                                                                                                                                                               Aviso Legal © Naranjo Gil & Asociados Abogados 2020
NARANJO GIL & ASOCIADOS ABOGADOS
           IDEAS ABANDONADAS El Albergue de la Creatividad Jurídica
LA FASCINACIÓN DEL PIRÓMANO: EL FUEGO. Recientemente   en   Gran   Canaria,   así   como   en   otros   lugares,   hemos   podido   asistir   a   la   quema   indiscriminada   de   muchas hectáreas   de   bosque   como   consecuencia   de   un   tremendo   incendio   que   ha   durado   varios   días.   No   hay   otra   cosa   en   los medios de comunicación que no sea el incendio que prácticamente a fecha de hoy ya se encuentra sofocado. Creo   que   la   población,   en   general,   nos   hacemos   la   misma   pregunta:   ¿Quién   es   capaz   de   llevar   a   cabo   semejante   matanza del   medio   ambiente?...¿Quién   puede   ser   capaz   de   poner   en   riesgo   la   vida   de   personas   y   animales?   ..   ¿Está   en   su   sano juicio   la   persona   que   lleva   cabo   este   tipo   de   catástrofes?....   Desgraciadamente,   la   respuesta   ha   de   ser   afirmativa,   porque excepciones   haberlas   “haylas”.   Sin   embargo,   las   personas que   tienden   a   provocar   incendios   de   semejantes   magnitudes son    los    denominados    PIRÓMANOS .    El    pirómano    sufre trastornos   de   control   de   sus   impulsos   que   les   llevan   a   una conducta   repetitiva   provocando   incendios,   dado   que   siente una    enorme    fascinación    hacia    el    fuego.    Los    psiquiatras consideran   que   el   perfil   del   pirómano,   generalmente   encaja con   la   figura   de   un   varón   joven,   con   muchas   frustraciones personales     y     desequilibrios     emocionales,     con     un     mal desempeño    profesional,    y    con    algún    otro    trastorno    tanto psíquico   como   físico.   Consideran   los   especialistas   que   la conducta   pirómana   produce   un   alivio   en   el   vacío   existencial que     produce     el     aburrimiento,     la     rabia,     el     deseo     de protagonismo   y   la   frustración,   sin   dejar   de   acompañarla,   en no   pocas   ocasiones,   de   alcohol   o   cualquier   otras   sustancia psicotrópica        que        ayuda        a        desencadenar        este comportamiento.   Sin   embargo,   Gil-Martínez   considera   que     "MUY    POCOS    INCENDIOS    FORESTALES    SON    PROVOCADOS    EN    EL    PAÍS    POR    PIRÓMANOS.    LA CIFRA ES MENOS DE UN UNO POR CIENTO ”. El   Código   Penal,   bajo   la   rúbrica   de   “La   Seguridad   Colectiva”   recoge   los   DELITOS   DE   INCENDIOS    dentro   de   los cuales   tenemos   los   normales,   los   especiales   como   el   caso   de      los   incendios   forestales,   los   incendios   de   vegetación   no forestal y los incendios de bienes. En   el   caso   de   los   INCENDIOS   FORESTALES ,   según   la   ley   de   Montes   de   21   de   Noviembre   de   2003,   los   define   como el fuego que se extiende sin control sobre combustibles forestales situados en el monte. El   incendio   que   pone   en   riesgo   la   vida   e   integridad   física   de   las   personas   se   encuentra   castigado   con   PENA   DE   HASTA 20 AÑOS DE PRISIÓN  y si además causa muertos, se le imputará al causante el delito que haya ocasionado. Pese   a   las   grandes   campañas   de   prevención   y   sensibilización   contra   el   fuego,   siempre   hay   quienes   no   las   respeta   sin pensar en los daños que puede ocasionar a personas, animales y bienes. SOLICITA TU CITA  AL 928 760 633 APROVECHA NUESTRAS OFERTAS © 2017 Sonia María Naranjo Gil SI TE GUSTA COMPÁRTELO